La Guía Definitiva de los Servidores Dedicados

Guía de Servidores Dedicados

¿Qué es un servidor dedicado?

Un servidor dedicado es un servidor físico alojado y ubicado en el centro de datos de una compañía de web hosting y alquilado o arrendado con opción a compra a un único cliente, con conexión a Internet y software específico.

El cliente puede, por tanto, configurar su propio servidor dedicado, incluyendo el sistema operativo, la plataforma de virtualización (si fuera necesario) y el software personalizado.

En la mayoría de los casos, la compañía de alojamiento web ofrece servicios de administración al cliente, como actualizaciones del sistema operativo o de las aplicaciones, mantenimiento de firewall, recuperación tras incidencias y copias de seguridad.

El cliente paga una tarifa cada mes, cada cuatro meses o cada año, evitando de esta manera que el cliente asuma costes anticipados y depreciaciones.

Otra ventaja para el cliente es que de esta manera ya no necesita actualizar el hardware o alojarlo bajo condiciones que implicarían costes adicionales por espacio, mantenimiento, red, seguridad, suministro de energía y refrigeración.

Beneficios de un servidor dedicado

De forma general, hay tres tipos de configuración para servidores de hosting:

Servidores de hosting compartido
VPS o Servidores Virtuales Privados
Servidores dedicados

Servidores de hosting compartido son servidores que son compartidos entre un número variado de clientes. La ventaja es que el alojamiento está disponible a un coste más bajo.

La desventaja es que todos los clientes comparten todos los recursos del servidor, como ancho de banda, CPU, etc.

Con un VPS y un servidor dedicado la ventaja es que los recursos clave del servidor están disponibles para un solo cliente aunque como veremos más adelante hay algunas diferencias importantes a tener en cuenta a la hora de elegir entre un VPS y un servidor dedicado.

Los principales beneficios de un servidor dedicado son los siguientes:

Alto nivel de seguridad

Como tú eres el único usuario con acceso permitido en tu servidor, es más seguro que otro que se comparte con otros clientes, cuyas actividades podrían introducir vulnerabilidades de seguridad. Además, puedes desplegar medidas de seguridad avanzadas en tu servidor, adaptadas a tus requerimientos.

Menor riesgo de una lista negra de IPs

Al no compartir tu IP con otros usuarios, habrá menos posibilidades de que tu dirección IP sea registrada en una lista negra. La IP de un servidor entra a formar parte de una lista negra cuando queda asociada con algún tipo de actividad maliciosa (por ejemplo, phishing, spamming, etc.), según considere un proveedor de servicios de Internet. Esto tiene un efecto directo en aspectos como la vulnerabilidad email, además de que salir de esa lista negra de IPs puede tener costes adicionales.

Acceso para la administración

Los servidores dedicados te garantizan un acceso root o acceso administrativo al servidor. Esto significa que no encontrarás restricciones a la hora de instalar software ni tampoco a la de personalizarlo. Este tipo de acceso te permite mantener el control de todo el servidor para que puedas monitorizar el uso de los recursos, identificar potenciales amenazas y resolverlas antes de que puedan afectar a todo el servidor.

Soporte técnico avanzado

La mayoría de compañías de alojamiento web ofrecen soporte técnico prioritario a los clientes de servidores dedicados, debido a que la mayoría de estos clientes alojan aplicaciones de importancia vital para su web o su estructura en línea. La prioridad de este soporte garantiza que las aplicaciones y servicios del servidor, en caso de trastorno, solo experimentarán disrupciones por un periodo de tiempo mínimo, el más breve posible.

Aquí en Pickaweb contamos con expertos profesionales y cualificados para resolver las incidencias fácil y rápidamente las 24 horas del día de los 365 días del año.

¿Cuándo necesitas un servidor dedicado?

Los servidores se usan principalmente para alojar sitios web. Puede que tengas alojado el tuyo en un servidor compartido y te estés preguntando si te merece la pena cambiarlo a uno dedicado. Estos son los factores que deberías considerar antes de tomar una decisión.

Rendimiento

Si estás utilizando un plan de hosting compartido, probablemente tu compañía te aplique algunas ‘pequeñas’ limitaciones en tu cuenta de usuario, incluso si tienes contratado un plan ‘ilimitado’. Estas limitaciones podrían tener que ver, por ejemplo, con los inodos o con el uso de software comercial como CloudLinux.

La razón por la que las compañías de alojamiento aplican estas limitaciones es la de evitar incidencias de tipo ‘vecino ruidoso’ (Noisy Neighbour, en inglés), en las que un cliente podría potencialmente afectar a otros cientos de clientes del mismo servidor por usar demasiada RAM, ancho de banda, etc.

Como cliente, la desventaja que te ocasionan estas restricciones es que llegará un momento en el que encuentres un tope al rendimiento de tu servidor.

Con un servidor dedicado, estas incidencias de rendimiento no se producen puesto que tienes el todo el servidor a tu entera disposición. El único momento en el que podrías experimentar alguna incidencia es si lanzas aplicaciones demasiado pesadas o cuentas con cantidades de tráfico más elevadas de lo que el servidor está configurado para soportar.

Sin embargo, en la mayoría de los casos cotidianos, un servidor dedicado será capaz de superar estos requerimientos de rendimiento sin problemas.

Personalización

Con un hosting compartido puedes también encontrar restricciones en cuanto al software a instalar en el lado del servidor, así como en relación a cómo configurarlo. El alojamiento compartido ofrece las configuraciones de software más comunes al mejor precio.

Sin embargo, en un servidor dedicado tienes libertad y flexibilidad para instalar el software que quieras, personalizarlo y actualizarlo en cualquier momento, pues eres el único usuario que tiene acceso a él.

Seguridad

En el caso de que se produzca una desconfiguración en un servidor de hosting compartido, otros usuarios podría leer tus datos. Los administradores del sistema también podrían leerlos, incluso en una configuración VPS. Pero en un servidor dedicado, tú tienes el único acceso root o de administrador, por lo que tus datos son verdaderamente seguros y privados, ya que nadie más puede tener acceso al servidor.

Servidor Virtual Privado Vs servidor dedicado

Tabla 1: comparativa entre Servidor Virtual Privado (VPS) y servidor dedicado.

Servidor VPS Servidor dedicado
Control El usuario tiene el control sobre la parte virtualizada de la máquina en un servidor que aloja otras máquinas virtuales El usuario tiene el control físico del servidor y acceso root a todos sus recursos
Disponibilidad de los recursos La CPU se comparte con otras máquinas virtuales alojadas en el servidor, pero cada máquina virtual cuenta con una RAM y un espacio en disco dedicados, asignados por la compañía de hosting Tiene más potencia informática puesto que todos los recursos del servidor físico están disponibles para un solo usuario. No se comparten
Personalización del software El usuario tiene total control de acceso y administración para personalizar el software según sus necesidades El usuario tiene total control de acceso y administración para personalizar el hardware y el software según sus necesidades
Portabilidad Un VPS se puede mover a otro VPS rápida y fácilmente, por lo que es más flexible. Esto es así cuando el otro VPS se encuentra en el mismo clúster Tiene recursos estáticos: migrar a otro servidor dedicado llevará más tiempo
Escalabilidad Permite mejoras y ampliaciones instantáneas y no requiere reinicios Requiere reinicios o periodos de apagado durante cualquier mejora o ampliación
Coste En planes de distinto nivel. Su coste crece progresivamente según tus necesidades o según la cantidad de recursos que uses Es más caro pero su rendimiento es superior y la seguridad está garantizada desde el primer día
Despliegue Instantáneo (menos de dos minutos) con un sistema operativo distro pre-instalado con plantillas pre-configuradas Normalmente se realiza manualmente (aproximadamente en dos horas)
Alta disponibilidad Los datos están almacenados en un clúster, por lo que se trata de una opción de menor coste Normalmente se ofrecen con un servidor duplicado, lo que lo convierte en una opción más cara

Configuraciones comunes de los servidores dedicados

A continuación conocerás cuáles son las configuraciones más comunes de los servidores dedicados. La ‘U’ a la que se hace referencia más abajo (por ejemplo, 1U, 2U) expresa la cantidad de altura de rack requerida para almacenar el servidor. Los servidores se ubican en estantes diseñados para este propósito, que pueden tener una altura de hasta 42U. 1U equivale a 1,75 pulgadas (44,45 mm) de altura de rack.

Unidad individual (1U)

Esta es la configuración más básica y popular, que se utiliza normalmente para los servidores dedicados de nivel inicial. Normalmente está compuesta de dos discos duros pero pueden tener también cuatro. Si se necesita hardware RAID (ver más abajo), la controladora RAID podría ocupar más espacio. 1U utiliza normalmente un procesador y una fuente de alimentación únicos.

Pros

  • Coste más bajo, buena opción para un nivel inicial

Contras

  • No cuenta con demasiado espacio para ampliarse (fuente de alimentación, RAM, CPU, tarjetas de red, etc.)
  • Puede encontrar limitaciones en la RAM
  • Fuente de alimentación con un single point of failure o punto único de fallo
  • No todos los servidores dedicados incluyen discos hotswaps (los cuales se pueden cambiar estando la máquina encendida)

Dos unidades de rack (2U)

Una 2U es una unidad el doble de alta que una 1U por lo que tiene más espacio disponible para componentes adicionales. Un servidor típico para rack de 2U podría fácilmente alojar procesadores duales, una gran RAM, discos duros de tipo hot swap, hasta 8 ó 16 discos duros (HDD) de 2,5 pulgadas, una fuente de alimentación dual y opciones de configuración RAID más avanzadas.

Pros

  • Más potencia
  • Más RAM
  • Opciones para fuentes de alimentación duales
  • Posibilidad de un gran número de HDDs
  • La configuración estándar incluye discos duros hot swap

Contras

  • Más caro

Servidor de varios nodos

Un con múltiples nodos (por ejemplo, 8 nodos en una configuración 3U) tiene la ventaja de ofrecer fuentes de alimentación compartidas que aportan una mejor redundancia. Los nodos pueden ser de procesador de núcleo único o de doble núcleo. Normalmente tienen de 2 a 4 HDDs por servidor.

La RAM normalmente es de 32 ó 64 GB. El hot swap suele ser estándar. Además, tiene un excelente uso de potencia y espacio en rack (80 nodos en rack 42U vs 30-36 en formato 1U), lo que significa menores costes. Es una excelente opción como servidor de nivel inicial.

Pickaweb ofrece servidores dedicados de varios nodos como propuesta estándar, lo cual quiere decir que tienes la potencia de un servidor 2U con la tranquilidad de que tu servidor tiene una fuente de alimentación dual. Puedes ver nuestra gama de servidores dedicados aquí.

CPU

Las CPU en el ámbito de los servidores dedicados se pueden clasificar en tres grandes categorías.

CPUs de gama baja

Un ejemplo de una CPU de gama baja es Atom D525. Se usan principalmente para servidores de correo, sitios web, aplicaciones de gama baja y ecosistemas de desarrollo.

CPUs de gama media

Un ejemplo de una CPU de gama media es Intel Xeon E3. Se usan principalmente para servidores con pequeñas bases de datos o con aplicaciones web.

CPUs de gama alta

Un ejemplo de gama alta es Intel Xeon E5, ya sea con núcleo único o dual. Se usan principalmente para bases de datos intensivas y para entornos de aplicación web.

Tabla 2: muestra ejemplos de procesadores de CPU y sus respectivas especificaciones.

Categoría de CPU Nombre del procesador Nº de núcleos Nº de hilos Frecuencia base del procesador (GHz) TDP* (W) Capacidad máxima de memoria (GB)
CPU de gama baja Intel Atom D525 2 4 1.8 13 4
CPU de gama media Intel Xeon E3-1220 v2 4 4 3.1 69 32
CPU de gama alta Intel Xeon E5-1650 v2 6 12 3.5 130 256

*TDP – Thermal Design Power (Potencia de Diseño Térmico) es un valor de referencia para expresar la potencia media en Watts que un procesador puede disipar bajo una gran carga de trabajo.

RAM

La cantidad de RAM que necesita un servidor depende del sistema operativo, de las aplicaciones y de los servicios que se vayan a usar en él, puesto que esos elementos van a echar mano de la RAM de tu sistema.

Las variables que normalmente determinan la RAM son las siguientes:

Sistema operativo

Los diferentes sistemas operativos existentes usan cantidades de RAM diferentes, como puede verse en estos ejemplos: en Linux OS como Centos 6 y 7, se recomienda que tengan 1 GB de RAM; en servidores Windows 2012 R2, la recomendación es 2 GB de RAM. Para cualquier sistema operativo, tienes que encontrar el valor mínimo, el recomendado y el máximo de RAM que indican los fabricantes. Eso también varía en función de la arquitectura del sistema operativo: los de 32-bit necesitan menos RAM que los de 64-bit.

Tráfico del sitio

Tener gran tráfico en un sitio web alojado en un servidor dedicado significa más páginas vistas y, por tanto, más requerimientos a la hora de proporcionar datos a los usuarios. Lo que se suele recomendar es tener 1 GB de RAM cada 2.500 visitantes diarios al sitio.

Panel de control

Los paneles de control como cPanel y Plesk facilitan a los usuarios el manejo de sus sitios y sus aplicaciones en servidores dedicados. Sin embargo, esos paneles de control utilizan un buen ‘pedazo’ del espacio de RAM. Por ejemplo, cPanel necesita un mínimo de 256 MB de RAM y se recomienda una de 512 MB, mientras que Plesk necesita un mínimo de 512 MB de RAM y se recomienda una de 1 GB, especialmente si se alojan muchas cuentas. El espacio de RAM para el panel de control también depende del número de cuentas de usuario que pueden ser alojadas. A más cuentas, más espacio de RAM requerido.

Sistemas de Gestión de Contenidos (CMS)

CMS como WordPress, Drupal o Joomla también usan bastante RAM, como se muestra en la tabla 3.

Tabla 3: espacio de RAM utilizado por los CMS

CMS RAM mínima (MB) RAM recomendada (MB)
WordPress 32 64
Drupal 7 32 128
Joomla 32 64

Por favor, ten en cuenta que se necesitará más RAM cuantos más módulos y plugins se instalen en el CMS.

Cache de la página web

Los sitios web estáticos requieren menos RAM que otros más dinámicos. Los sitios web dinámicos usan scripts php y perl, que requieren más RAM. Además, la interacción y la inclusión de datos en MySQL y PostgreSQL emplearán más espacio de RAM.

Estas son algunas técnicas que te ayudarán a controlar este aspecto y reducir los requerimientos de RAM. Por ejemplo:

  • Cachear contenido estático usando servidores proxy o navegador del usuario
  • Cachear imágenes, CSS sprites y archivos javascript

Otras aplicaciones

Otras aplicaciones como servidores web apache, software antivirus, software antispam, clientes de correo electrónico e hipervisores usarán también más espacio de RAM. Por ejemplo, un servidor web apache necesita un mínimo de 256 MB de RAM y se recomienda uno de 512 MB.

Vamos a ver todo ello con un caso práctico. Supongamos que estás planeando usar Centos 7 OS, cPanel, WordPress como CMS, otras aplicaciones como apache y esperas tener un buen tráfico en tu web.

El total de espacio de RAM recomendado se puede aproximar a lo siguiente:

Centos 7 (1GB) + cPanel (512MB) + CMS (64MB) + tráfico (1GB) + otras aplicaciones (2GB) = 4,576GB.

Se recomienda normalmente tener un poco de espacio de RAM de más, así que en este caso tu RAM debería ser de 6 GB.

Fuente de alimentación

La unidad de fuente de alimentación del servidor (PSU) es un componente que normalmente tiene una tasa de fallo más alta que otros componentes.

Muchos servidores de gama baja y algunos de gama media tienen PSUs únicos mientras que la mayoría de los de servidores dedicados de gama alta, más grandes y más caros, tienen fuentes de alimentación duales. Esto es así porque los servidores de gama alta procesan aplicaciones y servicios con funciones fundamentales o críticas para el sistema, y por tanto los PSUs duales dividen la carga del servidor.

Una alternativa son los servidores de varios nodos, en el que una máquina física suele contar con entre 4 y 8 nodos, los cuales son mini servidores (CPU, RAM, HDDs y placa madre) pero que comparten una fuente de alimentación dual. La fuente de alimentación dual puede configurarse también con redundancia, de modo que en caso de fallo de alimentación de una de las PSU, la otra asume el control.

Pickaweb ofrece servidores de varios nodos que te permiten disfrutar de un servidor a bajo coste y con la seguridad añadida de la fuente de alimentación dual. Puedes ver nuestra gama actual en https://www.pickaweb.es/servidores/dedicados/

RAID

RAID significa Redundant Array of Independent Disks (Conjunto Redundante de Discos Independientes, según su traducción al español). RAID es una tecnología de almacenamiento que combina varios discos duros y opera como una unidad lógica. RAID desarrolla una técnica según la cual varios discos proporcionan gran fiabilidad y velocidad en vez de usar uno caro para la misma función, por lo que además se reduce el riesgo de un punto único de fallo procedente del disco duro.

Hay diferentes tipos de niveles de RAID según los esquemas o arquitecturas para dividir y reproducir con exactitud los datos entre los discos, proporcionando diferentes niveles de capacidad, rendimiento y resistencia.

Los niveles de RAID son los siguientes: RAID 0, RAID 1, RAID 2, RAID 3, RAID 4, RAID 5, RAID 6, RAID 10.

En esta guía, hablaremos de RAID 0, RAID 1, RAID 5 y RAID 10, pues son los más usados en el ámbito de los servidores dedicados.

RAID 0

Definición: bloque en striping compuesto de dos o más discos duros, sin paridad ni reflejo, por lo que no provoca redundancia.

Pros: gran rendimiento puesto que los datos están dispuestos y escritos en paralelo, dos veces más rápido, debido a la división y al striping de esos datos en dos o más discos.

Contras: si un disco falla, se pierden los datos de todos los discos. Por tanto, cada disco adicional aumenta la probabilidad de que se produzca una pérdida total de los datos.

¿Cuándo elegir RAID 0? Si estás buscando un alto rendimiento y velocidad y puedes tolerar pérdidas de datos tras eventuales fallos de disco.

RAID 1

Definición: disco espejado, por ejemplo, cuando los datos están escritos o reproducidos exactamente en dos o más discos sin paridad o striping. Los miembros están operativos al mismo tiempo, por lo que se produce una lectura simultánea, aumentando la velocidad de lectura de las operaciones.

Un miembro es un espejo de otro disco por lo que RAID 1 no sufre la pérdida de datos en el caso de fallo de disco. Sin embargo, el proceso de escribir operaciones es más lento puesto que cada una de ellas se realiza dos veces.

Pros: lectura rápida de operaciones y no se sufren pérdidas de datos.

Contras: escritura lenta de operaciones

¿Cuándo elegir RAID 2? Si necesitas protección ante pérdidas de datos (redundancia de datos), así como un alto rendimiento en lectura y disponibilidad.

RAID 5

Definición: bloque en striping con paridad distribuida a través de todos los discos. Los datos y el striping están distrubuidos por operaciones independientes de escritura y lectura. El conjunto RAID 5 requiere un mínimo de tres discos.

Pros:

  • Es el nivel de RAID más seguro con un rendimiento rápido de lectura
  • No sufre pérdida de datos en caso de fallo de disco, por lo que tiene una alta tolerancia a los errores
  • Es muy recomendado y usado habitualmente en servidores dedicados puesto que combina una alta eficiencia de almacenamiento, un rendimiento rápido y un alto nivel de seguridad.

Contras:

  • La capacidad de uso de RAID 5 es siempre un disco menos que el número de discos disponibles, pues la paridad RAID necesita un disco por cada set RAID.

¿Cuándo elegir RAID 5? Cuando necesitas un rendimiento alto y veloz, más seguridad y gran protección contra la pérdida de datos.

Aplicaciones: RAID 5 se usa habitualmente en servidores dedicados con:

  • Aplicaciones con operaciones de altos niveles de lectura y escritura, como los de seguridad y vigilancia, vídeos bajo demanda, almacenamiento de datos, contenido web y vídeo streaming.
  • Aplicaciones de almacenamiento que requieren un ancho de banda intensivo, como vigilancia online, servidores web, servidores para Procesamiento de Transacciones en Línea (OLTP por sus siglas en inglés) y almacenamiento conectado en red (Network-attached Storage o NAS, por sus siglas en inglés).
  • Mayor presupuesto para discos adicionales y hardware extra (controladora RAID)
  • Controladora RAID y HDDs adicionales, que requieren un servidor físico más grande

RAID 10

Definición: striping de espejos, por ejemplo, una combinación de RAID 0 y RAID 1 en un único sistema. RAID 10 ofrece gran seguridad gracias a que espeja/reproduce exactamente los datos en un disco secundario mientras los distribuye por cada disco del conjunto, por lo que aumenta la velocidad y rendimiento de lectura y escritura. Un conjunto RAID 10 requiere un mínimo de 4 discos. Cualquier disco adicional debe ser pareado para la función de espejar.

Pros:

  • Mayor rendimiento de lectura y escritura
  • Mayor robustez en la redundancia de datos y una mayor tolerancia a los errores que RAID 5. Por ejemplo, tolera más fallos de disco.

Contras:

  • Uso menos eficiente de la capacidad de almacenamiento debido a la función espejo
  • RAID 10 ofrece mayor rendimiento en operaciones de lectura y escritura de datos.
  • Más caro: requiere discos adicionales y hardware extra (controladora RAID)
  • La controladora RAID y los HDDs extra necesitan un servidor físico más grande

Aplicaciones: más adaptado para el almacenamiento de datos generales y almacenamiento de grandes archivos, como multimedia.

Despliegue RAID

RAID se puede desplegar como software y como hardware. En software RAID, los discos del servidor se cambian por conjuntos RAID a través de una nueva configuración, en la que se incorporan funcionalidades específicas en los sistemas operativos, como Linux o Microsoft. Sin embargo, el sistema operativo restringe el nivel de uso RAID. La mayoría de los sistemas operativos soportan RAID 0 y RAID 1 como estándar. Los procesos se realizan en la placa base del servidor.

En el caso del hardware RAID, se necesita una pieza extra de hardware (controladora RAID). Esta controladora desarrolla los procesos en el servidor.

La tabla inferior es una comparativa de estos dos tipos de RAID, que te guiará a la hora de elegir la mejor opción en función de tus necesidades.

Software vs Hardware RAID

Tabla 4: comparativa de software y hardware RAID

Característica Software RAID Hardware RAID
Coste Bajo Medio
Rendimiento Depende del rendimiento de la CPU del servidor y de la carga actual Alto
Código abierto Sí. Los drivers de Linux, OpenSolaris y BSD RAID son de código abierto. Por tanto, los problemas se pueden resolver fácilmente en comparación con los del firmware de código cerrado No
Restricciones del proveedor No
Complejidad De media a alta. Funciona sobre particiones y la complejidad aumenta con la mezcla de diferentes particiones y hardware RAID Baja
Reescritura en caché (BBU) No Sí. Funciona en modo write-back con BBU instalado, lo cual evita que se pierdan las escrituras tras un fallo de alimentación.
Discos para sustitución en caliente No Sí. Posibilidad de cambiar directamente discos duros de sistema sin apagar el servidor
Gastos adicionales Depende del uso No
Reconstrucciones rápidas No Sí. Esto es posible si el BBU está instalado

¿Por qué elegir Software RAID?

  • Más adaptable a RAID 0 y RAID 1
  • No tiene restricciones del proveedor
  • Adaptable para la creación de un servidor único o workstation.
  • Es una solución barata pues forma parte del sistema operativo
  • Adaptable para casa y a usuarios con pequeños negocios

¿Por qué elegir Hardware RAID?

  • Mayor rendimiento
  • Más adaptable para aplicaciones con uso intensivo de recursos, como grandes bases de datos y sitios dinámicos
  • Muy robusto y fiable para un clúster o configuraciones de funciones críticas o fundamentales.

Unidades de Disco Duro (HDD)

Hay tres grandes tipos de HDDs para su uso en servidores dedicados:

  • SATA (Serial Advanced Technology Attachment)
  • SAS (Serial Attached SCSI)
  • SSD o Unidad de Estado Sólido (Solid State Drives)

Tabla 5: comparativa entre SATA, SAS y SSD

Característica SATA SAS SSD
Velocidad de rotación (RPM) 7.2k ó 10k 10k ó 15k No aplicable
IOPS (Operaciones de Entrada y Salida por Segundo) ~ 80 io/s 10k  – ~ 120 io/s

15k – ~ 180 io/s

Lectura aleatoria – 75000  io/s

 

Escritura aleatoria – mínimo 4600 io/s

Uso de energía ~ 8.7 watts ~ 15 watts ~ 5 watts
Promedio de Tiempo Entre Fallos (MTBF) De 700.000 a 1 millón de horas De 1,2 millones a 1,6 millones de horas 2 millones de horas
Capacidad de almacenamiento Hasta 8TB 10k – de 300GB hasta 1TB

15k – de 300GB hasta 900GB

120GB hasta 480GB

¿Por qué elegir SATA?

  • Es el más barato de los tres HDDs y el más habitual en el mercado
  • Es el más adaptable a un servidor básico
  • Proporciona fácilmente la mayor capacidad de almacenamiento de estos tres tipos de disco
  • Perfecto para el almacenamiento de copias de seguridad y para los servidores dedicados de nivel inicial que no tienen una función crítica de datos

¿Por qué elegir SAS?

  • Más caro que el SATA pero más barato que el SSD
  • Más adaptable a servidores de entornos avanzados
  • Gama Enterprise de los discos duros: extremadamente fiables para su coste
  • Buen balance entre velocidad, coste, fiabilidad y espacio
  • Normalmente usado para servidores con misiones críticas

¿Por qué elegir SSD?

  • El más rápido de los tres tipos de HDDs
  • Cuando la velocidad es fundamental: por ejemplo, en sitios de eCommerce con gran tráfico que necesitan tener un funcionamiento veloz
  • Usado para servidores con misiones críticas y con uso de recursos intensivo

Monitorización y seguridad básica

Una vez que tu servidor está configurado, es recomendable configurar una herramienta de monitorización automática que te permita controlar de cerca el rendimiento del servidor, así como configurar algunos detalles básicos de seguridad.

Ejemplos de software de monitorización de código abierto son: Nagios, Cacti y Ganglia. Monitorizan los componentes de la infraestructura del servidor, los protocolos de red, los servicios, las aplicaciones, el sistema operativo, los clústeres y las rejillas.

Ejemplos de software de código abierto para la detección de intrusos son: Snort, Afick y Tripwire. Monitorizan y alertan al administrador de cualquier intrusión o cambio sin autorización en archivos dentro del sistema.

Estos programas pueden configurarse para que notifiquen al administrador sobre fallos en componentes del servidor, disfunciones en procesos del sistema operativo o cualquier otra anomalía del sistema. Esto es especialmente útil si no tienes un administrador 24 horas en tu equipo.

Sistema operativo

Elegir el sistema operativo (OS) para tu servidor dedicado depende de tus necesidades reales. Los dos tipos de sistemas operativos más utilizados son los basados en Windows y Linux/Unix. Linux es de código abierto (libre) pero Windows es un sistema operativo comercial. Cada OS se presenta en versiones diferentes y cada uno tiene sus fortalezas y sus debilidades.

Windows está disponible en las siguientes versiones:

  • Windows Server 2012: Standard, Essentials, Foundation, Data Center
  • Windows Server 2008: Standard, Web, Enterprise, Data Center, Foundation, HPC (High Performance Computing), Itanium
  • Windows Server 2003: Enterprise, Web

Linux/Unix está disponible en las siguientes:

Basados en Linux:

Híbridos Unix/Linux

Backups

Aunque un servidor dedicado es muy fiable, una buena práctica es llevar a cabo algún plan de back up por si se produce algún fallo a nivel de hardware. Esto te permite restaurar los datos y reiniciar el trabajo con la menor interrupción posible y con ninguna pérdida de datos.

La forma más sencilla para ello es usar dos discos duros y realizar la copia de seguridad de los datos en el segundo disco duro. En una máquina Linux, esto puede hacerse usando el comando “rsync”.

La otra opción es usar una solución de backup externa. Por ejemplo, Pickaweb ofrece el software Idera (r1Soft), líder en el mercado, que proporciona copias de seguridad continuas de tus datos y los almacena en un servidor físicamente separado.

Centro de datos y conectividad

La elección de un centro de datos es una decisión muy importante. A la hora de tomar tu decisión, ten en cuenta que tenga:

  • Un nivel de seguridad física alto
  • Fuentes de alimentación ininterrumpidas con sistemas de backup in situ
  • Sistemas de extinción de fuego
  • Conectividad de red
  • Soporte técnico in situ disponible siempre (24×7)

Pickaweb opera desde Datacenter Tier 3, dentro del M25 y a solo unos kilómetros del centro de Londres.

Otros artículos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *