Uno de los componentes de hardware más importantes en un servidor de hosting es la unidad de disco duro. Es donde se almacenan los datos físicos.

Hay dos grandes tipos de unidades de disco duro:

  • Discos duros tradicionales (giratorios)
  • Unidad de Estado Sólido (SSD)

La gran diferencia entre ellos es que los discos duros tradicionales almacenan los datos en unos discos giratorios, mientras que las unidades de estado sólido tienen componentes 100% electrónicos, sin partes móviles. Las unidades SSD se usan en nuestro Hosting SSD y en los servidores SSD en la nube.

Para garantizar el mayor tiempo de actividad, nosotros como compañía de hosting necesitamos asegurarnos de que los tiempos de desconexión o inactividad son los mínimos, especialmente los que se deben a fallos de hardware como pueden ser errores de disco duro.

Hay varias formas de conseguir esto, teniendo presente que optamos siempre por la más alta calidad, con componentes de nivel superior incluidos los discos duros.

Los principales puntos de fallo en un servidor son la unidad de disco duro y las fuentes de alimentación. Por ello, todos nuestros servidores tienen fuentes de alimentación duales y discos duros múltiples en disposiciones RAID.

RAID son las siglas de Conjunto Redundante de Discos Independientes (Redundant Array of Independent Disks, en inglés) y existen diferentes configuraciones RAID. Con ello simplemente se expresa que los datos se almacenan a través de un mínimo de dos discos usando un controlador RAID para reducir la posibilidad de pérdida de datos por error de hardware. Básicamente, el propósito es que los datos estén siempre protegidos asegurando que no haya un punto único de fallo. Por ejemplo, en este caso los datos están siempre almacenados en al menos dos discos.

Profundizando un poco más, podemos decir que hay diferentes formatos de RAID. Por ejemplo, RAID 1 que almacena exactamente los mismos datos en dos discos. Estos es ideal cuando la pérdida de datos es una situación que no se puede ni siquiera contemplar, pero a cambio el rendimiento es lento.

Aquí en Pickaweb todos nuestros servidores de hosting compartido usan RAID 10. Esta es una solución óptima que encuentra el equilibrio entre velocidad y alta disponibilidad de datos.

De hecho, con RAID 10, tus datos se almacenan a través de al menos CUATRO discos duros, por lo que ningún disco duro puede fallar y el servidor puede continuar trabajando perfectamente sin pérdida de datos mientras el error es arreglado.

Estos es muy importante porque significa que podemos mantener una tasa alta de tiempo de actividad sin que un error de disco suponga una preocupación.

Sin embargo, el disco afectado debe ser reemplazado y aquí es donde entra en juego el concepto ‘hot swap’, que también se puede traducir como ‘intercambio en caliente’. Usando una unidad de disco duro hot swap, el disco erróneo puede ser retirado y reemplazado en tiempo real SIN necesidad de desconectar o apagar el servidor.

Una vez que el disco duro ha sido reemplazado por uno nuevo, la disposición RAID detecta el nuevo disco y copia en él los datos necesarios. Cuando ya está completamente configurado, se añade al RAID. El resultado es tiempo de desconexión: cero.

En realidad, el calificativo de hot swap o intercambio en caliente es algo equívoco, puesto que estos discos son exactamente iguales que cualquier otro disco duro. La única diferencia es que el servidor está dispuesto con pequeños compartimentos en los que se introducen los discos duros y que permite su retirada cuando así sea preciso.

Más allá de los discos duros de nivel superior, la configuración RAID 10 y los discos duros hot swap, en Pickaweb hacemos copias de seguridad de nuestros servidores de forma regular para asegurarnos de que tus datos siempre están seguros.

Por último, es importante mencionar que con nuestros servidores VPS los discos están configurados con alta disponibilidad, de tal forma que los datos se almacenan en varios discos de varios servidores. Esto reduce drásticamente la posibilidad de que se produzca un periodo de desconexión por un fallo de hardware que afecte a todo el servidor, lo cual es muy improbable.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *